lunes, 5 de septiembre de 2011

MEJILLONES EN SALSA DE COCO



























Existe un proverbio hindú que dice: “Un libro abierto es un cerebro que habla, cerrado: un amigo que espera, olvidado: un alma que perdona, destruido: un corazón que llora”

Aprendí a leer muy precozmente a los cinco años, lo hacía correctamente y devoraba los cuentos de hadas y tebeos que cada tarde cambiaba por una “perra chica” muy cerca de mi casa, releía una y otra vez los cuentos infantiles que me regalaban por navidad o cumpleaños.

Ya a los diez años, pasar los fines de semana en casa de mi prima Gemma era la posibilidad de leer sus libros, levantarme de madrugada, sentarme en su biblioteca y disfrutar de la lectura era un anhelo; por aquel entonces, a mediado de los años 60 mi madre me apuntó al Circulo de Lectores, así fue el principio de lo que hoy es mi biblioteca.

Decia Cicerón: Un hogar sin libros, es como un cuerpo sin alma.

Mi hogar hoy en dia tiene una preciosa y “voluminosa alma”.

La lectura ha sido una fiel compañera de mi vida.

Un libro es el portal de papel que me transportar a un mundo diferente, a otras dimensiones, es algo mágico, una puerta por la que el autor me invita a entrar y me da la llave, el código: esos símbolos llamados letras que forman las palabras y las frases e historias para poder vivir aventuras, conocer otros lugares, gente, costumbres, donde mi imaginación no tiene limites y sobre todo poder seguir aprendiendo, ya que cada libro algo me aporta.

“Mi cocina” tambien se va llenando de libros, de todo lo relativo a la gastronomía, que me ayudan a viajar a otras cocinas; entre ellos uno de cocina hindú donde me invitaron a disfrutar de unos mejillones que no tuve más remedio que preparar y degustarlos realmente.

¿Cómo los hice?

Limpiar los mejillones, quitar las barbas, enjuagar y reservar.

En una sartén poner un chorreón de aceite de oliva y pochar media cebolla picada en trozos pequeños a fuego lento, salándola al gusto previamente.

En un mortero majar un diente de ajo, agregando una cucharadita pequeña de jengibre en polvo, una cucharadita de comino molido, otra de cilantro en polvo y otra de cúrcuma.

Añadir un bote de leche de coco y remover bien.

Poner los mejillones en la sartén junto con la cebolla y esperar unos minutos que se abran.

Quitarles una de las dos conchas, una vez abiertos y volverlos a poner en el fuego.

Añadir la salsa de coco y llevar a ebullición un minuto.

Decorar con cilantro fresco picadito.

¡¡No lo imaginen: pruébenlos!!

13 comentarios:

  1. Uaauuuuu!! Qué ricos!! con tu permiso me lo anoto. Un abrazo!!!

    ResponderEliminar
  2. buff, me la apunto yo tambien porque esto hay que probarlo.
    saludos

    ResponderEliminar
  3. Siendo el coco poco amigo mío, estos mejillones se ven realmente ricos

    ResponderEliminar
  4. Mi perdición y la de mi hija, bueno es que las dos tenemos casi los mismos gusots, mejillones y coco por dios que tentación más grande de meter la mano en la pantalla y traerme el plato enterito.

    Besitossss wapi

    ResponderEliminar
  5. Deliciosos!!! adoro el coco y le quedan genial a los mejillones. Un beso.

    ResponderEliminar
  6. I love mussels... they look delicious.

    ResponderEliminar
  7. Cuanta razón tenia Ciceron y la persona que no lee no sabe lo infeliz que puede llegar a ser.

    Una buena receta para dejarla hecha cuando tienes que salir .

    ResponderEliminar
  8. A mi ya me has convencido para probarlos, que no salgo de los mejillones al vapor, y aunque me encanten así no está mal cambiar de vez en cuando. Tus langostinos baboo los hice y estaban muy ricos, aunque para mi es imposible publicar todo lo que se cocina, tal vez cuando me jubile, jeje.
    Un beso guapa.

    ResponderEliminar
  9. Tienen una pinta extraordinaria, hice una vez unos parecidos y gustaron mucho por su sabor original.
    Besos.

    ResponderEliminar
  10. Los probé! Y están muy ricos, pero a mi ogro no le gustan mucho los cambios y aunque se los comió (refunfuña pero se lo come todo!) echaba de menos los mejillones al vapor, jeje Menos mal que le tenía algunos al vapor reservados porque sé lo reacio que es a los nuevos sabores.
    Un beso guapa, a mí sí que me han gustado.

    ResponderEliminar
  11. Nos han gustado a todos, incluso a mi que no soy fan de los mejillones, la salsa buena, buenisima. Los he puesto acompañados de arroz blanco y están realmente ricos. Gracias por tus recetas, estoy aprendiendo muchísimo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas, muchisimas gracias!!!! Detalles como éste hace que realmente merezca la pena seguir publicando y escribiendo el blog. ¡¡ Mi Cocina, es "Su Cocina" !!

      Eliminar
  12. Si te soy sincera sólo tomamos mejillones al vapor o tigres (que me salen de lujo!!) nunca de otra forma, pero ésta me la apunto... un beso

    ResponderEliminar

Muchas gracias por visitar "Mi cocina", por escribir un comentario, lo cual me anima a continuar compartiendo lo que se cuecen por mis fogones y lo valoro enormemente.
Si tiene alguna duda o consulta, indiquelo, contestaré lo antes posible.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...