viernes, 12 de agosto de 2011

CHOCOS A LA PLANCHA





























Necesito el mar, el contacto con la arena, sentir el rumor de las olas al romper una y otra vez contra las rocas, escuchar el suave murmullo de la espuma cuando hay magón o cuando el viento de levante irrita la mar y ésta contesta estrepitosamente con grandes marejales, o verlas arrastrarse hasta la orilla en los dias de calma chicha, cuando como decimos los malagueños, está como un plato..

Sentir el silbar del viento y el calor del sol en mi cara, el salitre en mi piel, los pies descalzos en contacto con los chinorros y la arena de la orilla, ésa sensación de libertad, de plenitud que solo se siente frente al mar, sentada en el rebalaje.

Así son mis plácidas y tranquilas tardes de Agosto, nadar, bucear, dejar pasar el tiempo lenta y pausadamente, mirando el horizonte, disfrutando de las maravillosas vistas de “mi calita”, de mi ya particular trocito de playa y roqueo, donde cada tarde es diferente, el mismo sitio pero cada dia una visión diferente del mar, de sus formas y diversa gamas de colores, el canto de la chicharra desde los cañaverales, el elegante vuelo de las gaviotas y ver navegar los barcos.

Tras la calma y la tranquilidad, nuestro paseo por el Paseo Marítimo, como cada noche, gente paseando, otros patinando, en bicicleta, corriento, los chiringuitos algunos llenos, otros no tanto, desprendiendo ese olor a espetos de sardinas, a leña y a pescaitos fritos, la juventud en los pubs a pie de playa, sentados en las camas balinesas, la música de los hoteles; pero sin dejar de escuchar como música de fondo el mar producido por el vaiven de las olas, la suave brisa y viendo el reflejo de la luna sobre el mar, divisando en el canto los sardinales con sus luces que parecen estrellas.

Sencillamente maravilloso, siempre el mar, la mar..... pero si es en su compañía: la de mi marido.

De éste mar que nos baña, tambien disfrutamos lo que nos ofrece, en ésta ocasión chocos a la plancha, el nombre científico de éste riquísimo cefalópodo “Sepia officinalis” que dependiendo de su tamaño, los malagueños la llamamos jibia cuando es adulta y bien granda, chopitos cuando son muy pequeñitos y si son medianos como en ésta ocasión, choco.
En Cádiz, suelen llamar a la sepia: almendrita, castañita, petaquita, jibiote, tarca, cachón.........

¿Cómo las hice?

En una sartén echar un generoso chorreón de aceite de oliva virgen.
Dorar dos dientes de ajo muy picaditos, sin que se lleguen a quemar, retirar y reservar.
Salar los chocos al gusto.
Ponerlos en la sartén, a fuego fuerte, por la parte contraria de donde tiene el jibión y dejar hacer hasta que estén doraditos.
Darles la vuelta e igualmente dejar que cojan color.
Retirar y emplatar.
Volver a poner los ajos en la sartén, echar el zumo de un limón y remover a fin de que mezcle bien con el aceite y con lo “quemaito” de las jibias.
Espolvorear perejil picado y regar los chocos con ésta salsita.

¡¡ Buen provecho y buen fin de semana !!

15 comentarios:

  1. Ya me andaba preguntando por donde andabas eh.
    Me tienes acostumbrada a venir a visitarte muyyyyyyyyyy a menudo jajajaja.
    Esta receta de hoy más rica imposible, me encantan los chocos a la plancha, con esa salsita están de vicio. Una receta riquisima, además no da mucho trabajo y en nada los sirves en la mesa bien calentitos.
    Me has metido ganas de chocos, animaré a mi padre a que salga a pescarlos,que así también se me entretiene y me arregla una comida :)

    biquiños preciosa.

    ResponderEliminar
  2. Me has despertado el hambre, Carmen.

    ResponderEliminar
  3. Me encantan, hasta me parece que me viene el olor, sera que algun vecino los esta haciendo jejej.
    Muxus

    ResponderEliminar
  4. sencillamente genial, sano, rapida y facil, perfecto, esos chocos me los llevo yo....
    Saludos

    ResponderEliminar
  5. Te explicas tan bien... que creí por un momento que la que paseaba y nadaba y buceaba era yo.
    Este año estoy descansando, es un decir, pero no vamos a ningún sitio.
    Pero esos chocos hechos así, riquísimos hija.
    A ver si inventan blogs con aromas.
    Besazos

    ResponderEliminar
  6. Ummmm!!!! Me los comería ahora mismo. Estupendos. Un besote de OLI de ENTREBARRANCOS

    ResponderEliminar
  7. Facil y bueno para el fin de semana.

    Que tengas buen verano.

    ResponderEliminar
  8. Menudo plato me comía ahora mismo si los tuviera...

    Un saludo, Los Caprichos de Jorge!

    ResponderEliminar
  9. ¡Qué tiempitos sin pasar a verte! Yo tampoco puedo vivir sin el mar. ;-D
    Unos chocos deliciosos.
    Besitos.
    ;-D

    ResponderEliminar
  10. Que pinta madre! Que ganas me han entrado de comer chocos! Y a esta hora... dónde los consigo? Voy a tener que esperar al martes.
    Hay que ver cómo describes tus sensaciones en la playa, quien te lee se transporta allí en segundos.
    Un besazo.

    ResponderEliminar
  11. Ya me gustaría a mí probar tus chocos a la plancha, porque me da que deben ser deliciosos. A nosotros en casa nos chiflan los chocos.
    Un besote chiquilla y espero que estés teniendo unas estupendas vacaciones Carmen Rosa

    ResponderEliminar
  12. Carmen que buena presencia tiene esos chocos. Es que las del Sur nos gusta el mar, es nuestra vida. yo tampoco podría vivir sin el. todos los días lo veo.
    No conocía el Zoque y me ha gustao ,a si que lo pondré en practica.
    bsicos desde Almeria

    ResponderEliminar
  13. Divinos wapa a mi peque le encantan ,se pone morao cada vez que los hago.
    Bicos mil.

    ResponderEliminar
  14. Que paz me has transmitido en este momento de tu lectura...eres única. El sábado me comí yo unas chopitos a la plancha que me supieron a gloria. Si es que el verano tiene tantas cosas buenas...

    Disfrute de tus vacaciones. Un besazo bien gordo.

    ResponderEliminar
  15. Me acabas de resucitar, que ricooooo

    Te dejo mi nuevo blog http://losblogsdemaria.blogspot.com/ y ya de camino me hago seguidora con esta cuenta, la otra me da problemas y he tenido que hacer un vuelco del antiguo mundo de estrella a este nuevo. Un saludo. Maria

    ResponderEliminar

Muchas gracias por visitar "Mi cocina", por escribir un comentario, lo cual me anima a continuar compartiendo lo que se cuecen por mis fogones y lo valoro enormemente.
Si tiene alguna duda o consulta, indiquelo, contestaré lo antes posible.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...