viernes, 11 de enero de 2013

MADALENAS-MAGDALENAS CON PEPITAS DE CHOCOLATE



El curioso puede llegar a ser impertinente, como decía Cervantes. Pero, ¿quién puede resistirse al impulso de tratar de averiguar ciertas verdades?  Yo no puedo resistirme, aunque igual a quienes sigan Mi cocina y tengan la paciencia de leer las introducciones que preceden a las recetas me puedan creer “impertinente” o quizás un tanto “prepotente”, cosa que no pretendo (válgame Dios), me mueve mi sempiterna curiosidad y afán por aprender y saber.

Preparando éstas delicias, aún no habían salido del horno, llegó a mi mente la pregunta: ¿Qué son magdalenas o madalenas? Y ni corta ni perezosa me puse “manos a la obra”, a “investigar”.      En casa, en nuestra biblioteca, existen desde el primer número que se publicó dos colecciones que mensualmente compramos, National Geographic y Muy Interesante.  En ésta última he podido encontrar ésta explicación que copio lteralmente y que contestó a mi pregunta:

Las magdalenas son, como todo el mundo sabe, unos pequeños bollos elaborados con una masa parecida a la del bizcocho que se suelen tomar mojados en leche. Y es precisamente ahí donde algunos quieren ver el origen de la palabra, al comparar el goteo del líquido al sacarlas empapadas de la taza con las lágrimas vertidas por Maria Magadalena.  Existe otra versión que apunta a la palabra griega magdalia, masa de pasta, de la que derivaría después magdalena y también madalena, sin g, admitida en la última edición del Diccionario después de haber sido considerada un vulgarismo durante años.

Escribía José Saramago: “Dicen que la curiosidad mató al gato, pero no cuentan si lo que descubrió merecía la  pena”.    Me merece la pena descubrir y aprender…..

Leyendo, mirando, buscando y posteriormente poniendo en práctica, aprendí a hacer éstas madalenas o magdalenas ¿no es una magnífica idea encender el horno, hacerlas, prepararlas para la merienda con café con leche, chocolate o té?  A mi hija sí que les ha encantado, hasta tal extremo que ya he perdido la cuenta de cuantas he horneado ésta última semana.

Animénse y sigan estos sencillos pasos:

Cantidades: 150 gramos de harina de repostería (sirve igualmente una harina normal), 100 gramos de azúcar, una cucharada de azúcar con sabor a vainilla, un huevo, 60 gramos de mantequilla, un yogur (usé de sabor a limón), una cucharada de levadura (usé de la marca Royal),  una pizca de sal, puntitas de chocolate (las encuentro en cualquier supermercado).

Precalentar el horno a 250º C, calor arriba y abajo.

Mientras, en un cuenco mezclar la mantequilla a temperatura ambiente con el azúcar removiendo hasta que blanquee la masa (suelo hacerlo con unas varillas), sin dejar de mover agregar el huevo y posteriormente el yogur.
Echar la sal y la levadura en la harina, mezclar bien y tamizarlas en el cuenco, removiendo todo el conjunto.
Verter la masa en los moldes de las magdalenas hasta un dedo del borde (como suelen ser muy finos, suelo poner dos moldes a fin de que queden más sujetos), colocarlos en la bandeja del horno.
Echar los piquitos de chocolate encima de la masa (la cantidad al gusto).
Bajar la temperatura del horno a 220º.   Meter la bandeja en el horno a una altura media y hornear durante quince minutos aproximadamente (depende de cada horno) con cuidado de que no se quemen. (Mirar las sin abrir la puerta del horno).
Y en mi afán por aprender, llegué a obtener unos buenos consejos de Su, Webos fritos, a quien todo el mundo bloguero gastronómico conoce y que comparto literalmente con su permiso:

Me quedan desparramadas a lo ancho: la masa tiene poco cuerpo. ¿Has medido bien la harina? ¿No serían los huevos demasiado grandes? 
Me quedan ligeramanente ladeadas: has horneado con aire, y el aire de tu horno no hornea todo por igual. 
No me suben: ¿no se te habrá olvidado la levadura? 
Al quitar la cápsula de papel, parte de la magdalena se queda adherida a ella: la masa tenía mucha proporción de líquidos. Ajústala. 
Me crecen a lo ancho, no a lo alto: ¿has esperado a que esté fría la masa? ¿ has utilizado las medidas adecuadas de los ingredientes? 
Me quedan poco esponjosas: o tus huevos eran demasiado pequeños, o no has medido los líquidos bien, o has batido poco los huevos y el azúcar. 
¡Casi se me queman!: tu horno es mas potente que el mío, baja el horneado a 210º y el precalentado a 240º. 
Me subieron y luego bajaron: ¿has abierto el horno para ver como iban? ¡Noooooooo! Eso no se hace: sólo puedes hacerlo casi al final. 
Se me han desbordado: llenaste las cápsulas demasiado, la próxima vez un poco menos. ¡Ayyyy! Tenías tantas ansias de copete que te has pasado de poner masa.

·        Y les confieso como decía Albert Einstein que yo  “No tengo talentos especiales. Solo soy profundamente curiosa”. 
      
           Disfruten de un dulce fin de semana.

19 comentarios:

  1. UNa introducción interesante. Te han quedado esponjosas y preciosas, seguro que estaban bueniismas. bss

    ResponderEliminar
  2. Divinas¡¡¡, y gracias por la aclaracion, yo tambien me preguntaba lo mismo, besos

    ResponderEliminar
  3. Estupendos consejos y estupendas madalenas chocolateadas :P

    Unidasporlacocina

    ResponderEliminar
  4. Muy bueno consejos. Te han quedado unas magdalenas estupendas.
    Un saludo y buen fin de semana.

    ResponderEliminar
  5. Qué buena pinta tus magdalenas, este fin de semana voy a intentar hacerlas para tener contentos a mis hijos y a mi marido.

    El conocimiento nunca ocupa lugar, y nos hace mejores, Carmen Rosa, y esa es una de tus peculiaridades, que nos informas de todo, sorprendiéndonos cada día, con temas diversos y siempre de forma muy amena y divertida además de saber transmitir tus experiencias y vivencias cada día como si de una nueva aventura se tratara ... Nos entretienes, nos enseñas, viajamos por el mundo, conocemos nuestras raíces. ¡Qué más podemos pedir! ... y todo gratuito, por tu amor a la cocina.

    Gracias por tus esfuerzos constantes y buen fin de semana. Pepa

    ResponderEliminar
  6. Ummm di las ve mi hijo me las pide yaaa que divinisimaaas te han quedado.
    Siempre es un placer venir a visitarte me encantan tus post y no me cansare de decirtelo.
    A mi tambien me merece la pena aprendre y descubrir igual que a ti me gusta descubrir el origen de las recetas o ingredientes que utilizo.
    Bicos mil y feliz finde wapasimaaa.

    ResponderEliminar
  7. Hoy he hecho muffins de chocolate para un curso que tengo mañana. Sólo espero que me queden la mitad de buenos que estas magdalenas.
    Un besito desde Las Palmas y feliz fin de semana.

    ResponderEliminar
  8. Qué buen aspecto tienen esas magdalenas y qué colorido. Tienen la pinta de magdalenas consistentes, como a mí me gustan. La foto, perfecta, como siempre.

    ResponderEliminar
  9. Que aspecto tan delicioso. Me gustan todo tipo de magdalenas, así que me las apunto.

    Saludos

    ResponderEliminar
  10. Hola Carmen, me ha recomendado tu blog una amiga tuya, Reme Alsurdelsur, pues le pregunté por blog malagueños, y soy de malaga y para conocer gente para intercambiar recetas, te espero en mi blog, un saludo de sole

    ResponderEliminar
  11. Pues a ti la curiosidad te hizo sabia, porque estas magdalenas te quedaron de 10, yo no te las puedo copiar porque no puedo tomar lacteos, por eso las mias son de aceite y de zumos, pero me encantaria hacer las tuyas que se ven de cine.
    Si que nos felicitamos, pero no importa, mas vale pecar por esceso que no por defecto, asi que feliz 2013 besitos

    ResponderEliminar
  12. tienen un color estupendo!!! que buenas deben estar!!

    ResponderEliminar
  13. Aprender siempre es bueno, es el alimento de nuestro cerebro, el día que no aprendamos estaremos perdidas. Y también alimentamos nuestro cerebro y nuestro cuerpo con estas ricas magdalenas. Tienen un aspecto fenomenal.
    Besos.

    ResponderEliminar
  14. Unas magdalenas excelentes y unos consejos muy buenos.
    besos

    ResponderEliminar
  15. Madalenas o magdalenas se ven maravillosas y una introducción de lo más interesante. Siempre me voy de tu cocina con muchas cosas aprendidas.
    Besotes

    ResponderEliminar
  16. Carmen no tienen desperdicio yo me como hasta el papel que ricas
    Te Espero en :
    LA COCINA DE FELI
    un saludo

    ResponderEliminar
  17. Carmen Rosa, a mi me encanta leer tus entradas, vamos lo que aprendo yo!. Tus madalenas para chuparse los dedos.
    Un beso preciosa

    ResponderEliminar

Muchas gracias por visitar "Mi cocina", por escribir un comentario, lo cual me anima a continuar compartiendo lo que se cuecen por mis fogones y lo valoro enormemente.
Si tiene alguna duda o consulta, indiquelo, contestaré lo antes posible.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...